Compartir:

Un nuevo fármaco como nueva estrategia para mejorar la diabetes

Publicada: 05/05/2019

By @MBelenBenito

 

Un grupo de investigadores del CIBER de Diabetes y Enfermedades Metabólicas Asociadas (CIBERDEM), han publicado en la revista British Journal of Pharmacology una nueva alternativa para incrementar los niveles endógenos en el hígado y en el plasma de FGF21 mediante la molécula  EPB-53 con administrar por vía oral.

Investigadores CIBERDEM

Este aumento se consigue porque el compuesto activa la HRI (EIF2-alfa quinasa hemorregulada), una cinasa que acaba activando un factor de transcripción implicado en el aumento de la FGF21, que reduce la intolerancia a la glucosa y la esteatosis hepática en ratones alimentados con una dieta rica en grasas.

Estos compuestos, inductores de FGF21, podrían ser una via oral para tratar la diabetes mellitus tipo 2 (DM2) y la enfermedad del hígado graso no alcohólico de forma similar a como lo hacen los análogos por vía subcutánea.

Igualmente, los investigadores del CIBERDEM han adelantado que actualmente están trabajando en el desarrollo de nuevos activadores de la  HRI con mejores características farmacocinéticas tanto para el tratamiento de la diabetes mellitus tipo 2 como de la esteatohepatitis no alcohólica.

El factor de crecimiento fibroblástico 21 (FGF21) ha surgido como una estrategia terapéutica para tratar la DM2  debido a su efecto antidiabético, y esto ha conducido al desarrollo de análogos de acción prolongada FGF21. Pero hasta ahora, estos compuestos solo eran efectivos mediante la  inyección subcutánea , con efectos secundarios informados.

Los investigadores han demostrado previamente que la administración intraperitoneal de los activadores del factor de iniciación de la traducción eucariota regulada por el hemo 2α (eIF2α) quinasa (HRI) aumenta los niveles hepáticos y circulantes de FGF21. En este estudio, se examinan  los efectos de la administración oral de un nuevo activador HRI, EPB-53, sobre la intolerancia a la glucosa inducida por dieta rica en grasas (HFD), la esteatosis hepática y la hipertrigliceridemia, en comparación con la metformina.

Después de dos semanas de administración de la administración de EPB-53 a ratones alimentados con una DFH durante 10 semanas, redujeron el aumento de peso corporal, mejoraron la intolerancia a la glucosa y se previno la esteatosis hepática y la hipertrigliceridemia; mientras que la metformina solo mejoró la intolerancia a la glucosa. Además, la EPB-53, redujo la lipogénesis en hepatocitos humanos cultivados y en el hígado de ratones alimentados con una HFD de manera similar a los efectos conocidos de FGF21. La administración de EPB-53 a ratones knockout  de Fgf21, osea sin esta hormona, no tuvo efectos, lo que demuestra que su eficacia depende de esta hormona.

En general, los hallazgos de este estudio demuestran que la administración oral de activadores HRI es una estrategia prometedora para el tratamiento de la DM2 y la enfermedad del hígado graso no alcohólico al aumentar el FGF21.

 

Bibliografía:

Zarei M, Pujol E, Quesada-López T, Villarroya F, Barroso E, Vázquez S, Pizarro-Delgado J, Palomer X Vázquez-Carrera M. Oral administration of a new HRI activator as a new strategy to improve High-Fat-Diet-induced glucose intolerance, hepatic steatosis and hypertriglyceridemia through FGF21.Br J Pharmacol. 2019 Mar 30. doi: 10.1111/bph.14678. [Epub ahead of print]

 

Relacionado:  Diabetes mellitus e hígado graso no alcohólico Llorenç Caballería Rovira. Diabetes Práctica 

 

Los contenidos publicados por la Fundación redGDPS son un servicio destinado a los profesionales sanitarios de atención primaria. Los contenidos requieren de una formación especializada para su correcta interpretación. En ningún caso la información proporcionada por Fundación redGDPS reemplazará la relación de los profesionales médicos con los pacientes.

Sociedades Afines

Blog